Blog

Los estilismos de Eurovisión 2018, a debate

tendencias, eurovision, moda, vestidos

 

El Festival de Eurovisión celebrado en Lisboa dejó estilismos para todos los gustos.  Una gala en la que predominó el negro y que algunos confundieron con un concurso de disfraces.

 

 

España. Amaia Romero y Alfred García no ganaron Eurovisión 2018, pero se colaron en el ranking de los mejores vestidos del festival. Amaia optó por un vestido largo negro muy elegante y romántico con detalles dorados y plateados, escote en ‘v’, y mangas semi transparentes de Teresa Helbig. Por su parte, Alfred llevó un traje granate con camisa blanca de Paco Varela. El bordado de lentejuelas de la chaqueta era un homenaje al logo del festival.

 

 

Estonia. Elina Nechayeva, impactó con una espectacular puesta en escena para interpretar el tema lírico en italiano ‘La Forza’. La cantante sorprendió con un impresionante vestido-mapping, con el cuerpo ajustado de lentejuelas plateadas y negras de escote palabra de honor y una falda blanca muy voluminosa con una larguísima cola en la que se proyectaban diferentes imágenes y efectos. Una arriesgada puesta en escena cuyo coste llegó, al parecer, a los 65.000 euros.

 

Chipre. Eleni Foureira incendió el festival con su tema ‘Fuego’. La cantante, a la que muchos compararon con Beyoncé, y no solo por su melena y su sensual coreografía, llevó un ajustadísimo mono  de lentejuelas en los pantalones y en la zona del pecho, dejando sin cubrir la parte del abdomen. Un estilismo que combinó con una chaqueta corta de cuero.

 

 

Gran Bretaña. Entre tantos estilismos negros que rozaban lo gótico, surge el look de la representante británica, que se atrevió con un mono blanco de escote asimétrico con los pantalones de pata elefante y un original cinturón que marcaba su figura. Un diseño básico que funcionó sobre el escenario.

 

 

Lituania. Ieva Zasimauskaité aprobó justa con un vestido de gasa rosa de líneas románticas de escote asimétrico y capas en la zona del pecho que favorecía mucho. Además, acertó con un maquillaje muy suave con sombra de ojos rosa y un toque de brillo en los labios.

 

 

Australia. Jessica Mauboy dio la nota por el estilismo arriesgado que llevó. La cantante se enfundó un mini vestido de brillibrilli, con lentejuelas en tonos violeta, dorado y azul que le quedaba dos tallas pequeño. Un diseño de escote asimétrico con fruncido en zona de la cintura con una especie de nudo a un lado que acababa en cola. Además, tenía una abertura en el lado izquierdo de la falda que motivó que enseñara más de la cuenta con sus enérgicos movimientos sobre el escenario.

 

 

Israel. La ganadora de esta edición, Netta Barzilai, causó sensación pero no precisamente por su estilismo. Sobre el escenario apareció vestida como una geisha, con una chaqueta larga tipo kimono en color rosa a la que añadió un corsé negro de lentejuelas. Combinó con la prenda con unos leggings negros a juego.

 

 

Moldavia. DoReDos sorprendió con una original y llamativa puesta en escena y una vestimenta que no dejó indiferente, que recordaba a los de la película La la land, con unos estilismos muy festivos pero muy pasados de moda. Los ‘total look’ de terciopelo y las pajaritas de los hombres estaban algo trasnochados.

 

 

Ucrania. Sin duda uno de los looks más tétricos de esta edición del Festival. Mélóvin se metió de lleno en su papel de vampiro en la canción ‘Under the Ladder’ con una chaqueta larga negra con aberturas y una camisa en tono gris con un cuello muy ajustado, en la línea del personaje.

 

 

Y a vosotros…¿qué estilismo os sorprendió más?

 

 

Fuente: lavanguardia.com